Aragón Existe recoge las inquietudes de los altoaragoneses sobre fotovoltaicas en pantanos y servicios ferroviarios

Este fin de semana, representantes de Aragón Existe en Huesca,  Raquel Marco, portavoz provincial, y Carlos Cirés, mantuvieron diversas reuniones con entidades y agrupaciones del territorio para conocer e intercambiar opiniones acerca de algunas de las problemáticas de la provincia. 

El sábado por la mañana, aprovechando la celebración de la Asamblea Ordinaria y Extraordinaria de la Confederación de Asociaciones Vecinales de Aragón (CAVA), que recaló por segunda ocasión en Huesca, Marco y Cirés quisieron transmitir el apoyo de Aragón Existe al dinamismo vecinal. Aseguraron que comparten con las asociaciones vecinales de Huesca, Zaragoza y Teruel la preocupación por el desarrollo en equilibrio territorial de todo el territorio aragonés y muchas de sus propuestas y demandas.

 

Apoyo al tren convencional, vertebrador del territorio

Ambos se acercaron también a la jornada festiva reivindicativa “por un tren de cercanías entre Huesca y Zaragoza” que organizó la plataforma ciudadana Huesca Suena en la capital oscense, donde pudieron conversar con miembros de la plataforma. Aragón Existe trasladó su apoyo a esta reivindicación, recordando que defienden el impulso del tren convencional como “verdadero elemento vertebrador del territorio, con un gran potencial en la lucha contra la despoblación y por el reequilibrio territorial”. En esta línea, demandan la renovación y modernización de las infraestructuras y la mejora de los servicios del tren, planteando una oferta competitiva capaz de potenciar su atractivo como medio de transporte. Manifiestan su rotunda oposición al desmantelamiento de líneas y exigen un cambio en las políticas actuales de los gobiernos, tanto central como autonómico, “condicionadas únicamente por estrictos criterios de rentabilidad económica y que condenan al aislamiento a las personas que habitan nuestros pueblos y pequeñas y medianas ciudades”. 

Así mismo, demandan la recuperación de los servicios perdidos en la pandemia, como el de primera hora de la mañana de  la línea regional Zaragoza – Lérida, recuperado por el Gobierno de Aragón pero sólo hasta Binéfar, por lo que se ha perdido su continuidad hasta Lérida; o también se dejó de prestar el servicio Huesca – Jaca de los fines de semana, entre otros. Recuerdan que el Ministerio de Transportes y el Gobierno autonómico ofrecieron un servicio alternativo “a la carta, a demanda y digitalizado, por carretera” para cubrir el trayecto diario de ida y vuelta Binéfar-Lérida, así como también lo plantearon para el servicio perdido entre Teruel y Caudiel, pero “ya  no se ha sabido nada más”. En cualquier caso, Aragón Existe pone de manifiesto de nuevo su rechazo a esta propuesta de alternativa por carretera “con la que pretenden sustituir el tren por autobuses y taxis, y que terminará por expulsar a los viajeros del tren”.

Aluden a su vez a las directrices europeas que invitan a potenciar este transporte como medio sostenible y seguro, con la intención de fomentar su uso, tanto en viajeros como en mercancías,  como una de las estrategias decisivas para alcanzar los objetivos medioambientales y climáticos de 2050. 

 

Oposición a las placas flotantes en pantanos de Aragón

Aragón Existe se reunió también con las alcaldesas de El Grado y La Puebla de Castro, dos de las localidades afectadas por el proyecto de instalación de placas fotovoltaicas en pantanos que plantea el Ministerio de Transición Ecológica y Reto Demográfico en el borrador de un Real Decreto que se encuentra en consulta pública. El encuentro transcurrió en un tono cordial, en el que ambas partes intercambiaron opiniones acerca de la búsqueda de soluciones en beneficio del territorio. Consideran que la población debe contar con toda la información acerca de estos proyectos y que se debe garantizar el proceso de participación ciudadana en la toma de decisiones para “contar de verdad con el territorio”.

Desde Aragón Existe han manifestado su oposición a la instalación de placas fotovoltaicas flotantes en los 14 embalses aragoneses que podrían verse afectados en cuanto que “causará un tremendo impacto ambiental y paisajístico y perjudicará a actividades económicas ya existentes”. Denuncian que supone una concesión a grandes empresas que no generarán empleo, y no se tiene en cuenta que destruirá la actividad económica vinculada al turismo activo y de naturaleza, que está impulsando el desarrollo en el ámbito rural. Aseguran que estamos ante una nueva propuesta en la línea del “fomento de la explotación de los recursos del medio rural destruyendo empleo y oportunidades”.

Por último, visitaron la feria Expoforga, en Puente de la Reina de Jaca, donde pudieron conversar con las gentes de la jacetania y recogieron las inquietudes de los autónomos y  emprendedores de la zona.

Aragón Existe Expofarga

Menú