Aragón Existe considera “lamentable” la falta de servicios en resonancias y mamografías en Huesca y Teruel

  • Las pruebas de densitometría, gammagrafía y resonancia magnética que no pueda asumir el hospital San Jorge de Huesca han recaído en clínicas de Zaragoza, y las clínicas de la capital oscense ya no prestarán este servicio
  • En Teruel denuncian que la avería de un mamógrafo del Obispo Polanco se arrastra desde septiembre y no se va a resolver hasta el mes de mayo

 

De nuevo la falta de previsión del Departamento de Sanidad del Gobierno de Aragón tendrá una “víctima” colateral: los pacientes de Huesca y Teruel.  Las clínicas privadas de la capital oscense ya no podrán realizar las pruebas que no podía asumir el hospital San Jorge porque el nuevo concurso ha resuelto que este servicio lo pasen a ofrecer clínicas privadas de Zaragoza, a más de 70 km. de distancia. En otros casos deberán desplazarse hasta Barbastro, a casi 60 km. Esta situación afectará a los pacientes que deban realizarse una prueba diagnóstica de resonancia magnética, gammagrafía o densitometría.

Desde Aragón Existe reclaman que la resolución del concurso “perjudica notablemente a los pacientes que deben desplazarse” y además “supone un incremento de los costes” al adjudicarse a clínicas fuera del sector sanitario de Huesca. Apuntan que en las bases del concurso “debería haberse incrementado la puntuación a las clínicas que tengan una sede en Huesca” y que esa circunstancia, “que es perfectamente legal porque no atenta contra la libre concurrencia”, no se ha tenido en cuenta en la adjudicación definitiva. 

Servicio de mamografía y radiología en el hospital Obispo Polanco de Teruel
Priman criterios económicos y no el coste social que suponen los desplazamientos

Aragón Existe denuncia que, una vez más, “el Gobierno de Aragón ha dado prioridad a los criterios económicos, a pesar de que dicen que se contempla en primer lugar los criterios tecnológicos y después los tiempos de ejecución”. “No es cierto”, afirman, porque con el traslado a Zaragoza o Barbastro “se están añadiendo horas de viaje y no se está teniendo en cuenta el sobrecoste del desplazamiento de cada paciente, ni las molestias que conlleva”. Inciden en que en muchos lugares, con un alto índice de población envejecida, hay personas que precisan recurrir a familiares o conocidos para realizar los desplazamientos hasta el lugar donde se prestan los servicios.

Insisten en que la gestión sanitaria del Gobierno de Aragón dista mucho de lograr un servicio de calidad para todos los habitantes de la Comunidad. “En buena parte del territorio la población tiene una grave sensación de agravio en la prestación de servicios básicos tan relevantes como lo es la Sanidad. Desde la consejería se están priorizando criterios económicos, generando una discriminación para la población, mucho más acusada en el ámbito  rural, en función del lugar donde se vive, condicionando el código postal las condiciones de la atención recibida. Es algo que los ciudadanos no debemos consentir”. 

Critican la gestión del servicio de equipos de mamografía en Teruel 

En Teruel se ha conocido ahora que el único mamógrafo del Obispo Polanco se había dejado de utilizar en el mes de septiembre para pruebas diagnósticas, y que los trámites para su sustitución definitiva se van a demorar hasta el mes de mayo. Hasta entonces, las pacientes tienen que desplazarse a clínicas privadas y, ahora que se ha averiado completamente, no se descarta que tengan que ser derivadas a Zaragoza en el caso de que tengan que ser operadas. 

Aragón Existe denuncia que esta situación “se podría haber evitado” con una mayor previsión en el mantenimiento de los equipos, y reclama una mayor celeridad en el procedimiento administrativo. “No es admisible que un aparato que llevaba en funcionamiento desde 2014 no se haya sustituido de una forma ágil para garantizar la prestación del servicio”, afirman, cuando lo normal es que este tipo de equipamientos “tengan una vida útil de 15 años”. Por tanto, o bien el contratista no ha realizado el mantenimiento adecuado, o la administración no ha estado pendiente para saber en qué estado están sus equipos. “Deben explicar qué ha ocurrido con este mamógrafo, porque no es normal que acumule tantos meses sin funcionar y sin haber sido reparado”. Además, añaden, “los fabricantes suelen tener aparatos en stock para ofrecer un recambio casi inmediato, y en este caso no ha ocurrido, queremos saber por qué. Este tipo de incidencias deben tenerse en cuenta en los pliegos de contratación para no paralizar el servicio”.

Desde Sanidad se asegura que el mamógrafo provisional estará en funcionamiento a finales de enero, lo que deja el servicio inutilizado durante un mes y medio. Aragón Existe traslada que “es incomprensible que se haya llegado a esta situación, porque todos los aparatos de diagnóstico tienen una vida útil, o un servicio de mantenimiento adecuado, y en este caso está claro que no se ha actuado con suficiente previsión ni con la celeridad que precisa la prestación de este servicio”. 

Proponen la compra o alquiler de un equipo móvil de RM y mejorar la distribución de recursos

Aragón Existe aporta una solución al problema de las listas de espera y la falta de recursos en determinados sectores sanitarios: la compra o alquiler de un nuevo equipo móvil de resonancia magnética. “Es un servicio con una fiabilidad probada, que puede desplazarse de forma inmediata a los sectores con más problemas de lista de espera”. 

También pide a Sanidad una gestión sanitaria “con menos conciertos, por el sobrecoste que suponen” y se apueste por una mejor distribución de los recursos, en la que se tengan en cuenta los costes reales que la prestación de servicios suponen para la población.

Menú